Certificado de deuda pendiente de hipoteca

¿Qué es un certificado de deuda pendiente?

El certificado de deuda pendiente es un archivo que los bancos emiten, a petición del cliente titular del préstamo, certificando la cantidad pendiente de amortizar de su préstamo hipotecario. Las causas por las que es requisito tener el certificado de deuda pendiente emergen en el instante de vender una vivienda hipotecada. El certificado va a dejar constancia del importe pendiente del préstamo y que, en la situacion de venta de la vivienda o inmueble, correspondería al banco que otorgó la hipoteca.

Los motivos por los que se necesita el certificado de deuda pendiente es que, en el instante del acto de compraventa, se liquiden los dos importes: el importe de la parte que corresponde al vendedor y el importe de la parte que corresponde al banco. La suma de los dos importes coincidirá con el valor de venta.

Qué datos refleja el certificado de deuda pendiente

El certificado de deuda pendiente refleja todo el capital pendiente de amortización del préstamo hipotecario en el instante de la fecha de emisión del certificado. En la mayoría de los casos, el certificado además acostumbra señalar, en el supuesto de que existieran, intereses deudores, intereses de demora por cuotas impagadas, de esta forma como las probables comisiones o desaprobaciones por cancelación anticipada.

¿Cuánto tarda el certificado de deuda pendiente?

Si ya has solicitado a tu banco el certificado como que estás al corriente de tus pagos, y quieres saber cuántos días vas a tener el certificado de deudas, debes saber que el plazo de resolución es de unos 20 días hábiles, aproximadamente.

¿Cuánto cuesta un certificado de cancelacion de hipoteca?

La emisión de este certificado de cancelación de hipoteca debe ser gratuita y simplemente es un documento del banco que acredita que se ha saldado la hipoteca.
 

Comisión por emisión de un certificado de cancelación económica de la deuda y cancelación registral de la hipoteca

  • En primer lugar, debemos solicitar a la entidad que expida el llamado ‘certificado de deuda cero’, que acredita que hemos terminado de pagar la hipoteca. La entidad nos ha de entregar este documento de manera gratuita.
  • En segundo lugar, debes decidir si llevas a cabo los trámites notariales y registrales por ti mismo o los solicitas a la entidad, en cuyo caso te podrá cobrar las comisiones y gastos correspondientes a dicha tramitación, de los quedeberá informarte previamente.
  • En tercer lugar, habrá que acudir a una notaría – que tenemos derecho a elegir – con el certificado de deuda cero, y entregarlo para firmar la escritura pública de cancelación del préstamo. La entidad no debe cobrar por el trámite de la firma ni por el desplazamiento a la notaría.
  • Posteriormente, habrá que solicitar y cumplimentar el documento de Actos Jurídicos Documentados (IAJD) en una delegación de la comunidad autónoma correspondiente. Es un paso obligatorio y exento de pago.
  • Finalmente, con la copia del impuesto, el certificado de deuda cero y la escritura, en caso de que hagamos este trámite por nosotros mismos, debemos acudir al Registro de la Propiedad para hacer efectiva la cancelación. Los aranceles registrales dependen del valor de la hipoteca.

En resumen, la entidad únicamente nos podrá cobrar las comisiones y gastos correspondientes a la tramitación notarial y registral de la cancelación, de las que previamente nos deberá de haber informado, en caso de que le solicitemos que realice estos trámites. El cobro de cualquier otra comisión o gasto es improcedente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *